Profesora estuprada pide se cambie termino en ley




NUEVA YORK._ Una maestra de una escuela pública en El Bronx que fue estuprada por el policía dominicano fuera de servicio Michael Peña en el Alto Manhattan, está exigiendo de la legislatura estatal en Albany que se cambie la ley que establece el término "violación sexual" sólo cuando el depredador penetra la vagina de sus víctimas femeninas.
La profesora Lydia Jessica Cuomo de 26 años de edad, no sólo ha dado la cara y su nombre públicamente por primera vez, sino que también se mantiene firme en su propósito, diciendo que irá personalmente para que los legisladores estatales de Nueva York conozcan cara una víctima de violación sexual.
Peña fue condenado a una sentencia de 75 años a cadena perpetua por el ominoso hecho que cometió en un solar yelmo de la avenida Terrace Park en el Alto Manhattan en agosto del 2011.
Además se le impusieron 10 años adicionales con opción a cadena perpetua por haber declarado culpable de violación sexual contra la educadora.
Ella, que no es pariente del gobernador Andrew Cuomo dijo ayer martes a la cadena CBS que el ex policía la violó, pero no lo están calificando como un violador como él es.
Peña fue declarado culpable por el jurado de asalto sexual y la maestra sostiene que no está de acuerdo con ese término. "Es erróneo porque hace que suene como un asalto no es tan grave", agregó la maestra.
El ex policía que horas antes de violar a la profesora, andaba borracho y de barra en barra en el vecindario Inwood del Alto Manhattan, fue declarado culpable de haber penetrado por el ano a la mujer, pero no condenado por violación sexual, aunque meses después lo admitió luego de negociar la sentencia de los 10 años.
Por el uso del término, el jurado se estancó en el veredicto. "Me pusieron en la peor situación desde que ese policía me atacó", dijo la mujer en referencia a lo ocurrido con el juicio en la corte.
"Lo que me hizo no es cuestión de semántica. Quiero que lo llamen violador porque eso es lo que él es", expresó la víctima. "Las mentes de las que hemos sido sexualmente violadas, nos juega un montón de trucos y en muchos momentos esa escena vuelve a nosotros y esa terminología no nos ayuda en nada. Es una situación que nos rodea permanentemente y por eso, hay que llamarlo violador", dijo.
La ley estatal vigente define la violación sexual a una hembra, sólo como la penetración vaginal. La maestra quiere además convertirse en la voz de otras víctimas.
"Esta es mi historia, creo que la violación trata sobre el poder personal y del control, de ser capaz de hablar de lo que nos ha ocurrido y eso para mí, me confiere el poder para contar mi historia", añadió.
La profesora fue violada por Peña el día en que comenzaría como profesora en la escuela de El Bronx.  El crimen fue cometido a las 6:15 de la mañana, cuando el policía que no estaba en servicio y la noche antes estaba en busca de mujeres, la encañó en la cabeza con una pistola.
La arrastró hasta el patio de un edificio de apartamentos y allí la violó por el ano. También la amenazó con darle un balazo en la cara si se resistía, gritaba o llamaba a alguien para que la ayudara.
Una señora que veía lo que estaba ocurriendo por una ventana llamó al 911 y Peña fue arrestado en la escena, sorprendido con el pantalón abajo y la pistola en el suelo a su lado.
La maestra testificó en la corte que cada día, cuando se dirige a la escuela antes de las 7:00 de la mañana, revive la pesadilla




















Publicar un comentarioDefault Comments

emo-but-icon






LAS MÁS DESTACADAS

EL TIEMPO

item