Tigres del Licey se preparan para ganar el campeonato de beisbol dominicano




SANTO DOMINGO (Licey.com).- “Yo estoy tranquilo, vengo a hacer mi trabajo y ellos (los dirigentes) saben a quién ponen en el line up”. Este ha sido el discurso enarbolado por el receptor Michael De la Cruz durante la pretemporada 2020-21, sabiendo que habría competencia por la posición dos en los Tigres del Licey.

“Solo voy a salir al terreno a dar mi 200 % y ayudar al equipo a ganar cuando me necesiten”, decía quien el año pasado terminó como la máscara de todos los días del equipo azul en la serie regular, el round robin como en la final, ante las expectativas de la presencia de Wellinton Castillo y Yermín Mercedes desde un principio para el certamen que inicia este domingo.

Anunciada la llegada del veterano de grandes ligas Sandy León, el nativo de Tamboril (Santiago) no cambia el discurso, cuando sabe que será él quien compartirá la posición con el venezolano, ya que Castillo está en proceso de fortalecer su brazo y Mercedes podría desempeñar otros roles.

“No lo veo como competencia, lo veo como aprendizaje; veo que él puede ayudarme más de lo yo y las demás personas piensen”, observó sobre la contratación de León, cuyo arribó se pautó para este jueves.

“No es tanto por competir sino por aprender, obviamente, hay que ganar y es lo que voy a hacer cada vez que salga al terreno, dar el 100 por ciento mío, poner ese granito de arena”, agrega Michael con una gran muestra de madurez y desprendimiento como jugador de equipo, que lo asemeja a la paciencia que tuvo el año pasado para recibir una apreciable cantidad de bases por bolas que encumbró su promedio en el porcentaje de embasarse.

Retomando la conversación con Sussy Jiménez para los medios del glorioso conjunto azul (TV, redes sociales y Licey.com), sobre su actuación del año pasado, cuando en parte compartió posición con Wellinton Castillo, De la Cruz dice que reforzó sus conocimientos con la experiencia que el veterano, ahora con 33 años, adquirido en las Mayores.

“Lo que tenía de conocimientos él (Castillo) me los reforzó y tomé de su experiencia en Grandes Ligas; siempre es bueno tener esa ayudita”, afirmó.

Con una trayectoria de Ligas Menores con los Azulejos de Toronto que comenzó en 2013 y que lanzado a la agencia libre lo firmó Arizona Diamondbacks el 31 de diciembre último y asignado a Triple A, Michael expresó que tomó la decisión de actuar en esta temporada, “para hacer lo que me gusta” y tomando en cuenta que no se pudo jugar este año en Estados Unidos.

“Vengo a seguir haciendo mi trabajo, que es jugar, es lo que me gusta y tomar las medidas necesarias, seguir los protocolos y ojalá que el torneo se dé bueno”, expresó De la Cruz, quien asegura que no le da miedo la posibilidad de contagia de covid-19, “porque uno se cuida y Dios es el que sabe”.

El bateador zurdo de 27 años, 5’10” y 190 libras aseguró que se pasó parte de la pandemia en Boston con sus padres, que practicó allí con un  primo. Regresó a Tamboril cuando la pandemia estaba en sus altas, siguió practicando, “nos mantuvimos sanos y estamos aquí”.

 


Related

deporte 8518083163004478321

Publicar un comentarioDefault Comments

emo-but-icon

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

LAS MÁS DESTACADAS

EL TIEMPO

item